DESTACADO

El ideario político, una farsa

Ago/15

Por: Luis Álvaro Mejía Arguello

La descomposición de los partidos políticos, que hoy participan en una feria de promesas y mentiras, nos demuestra el proceso de descomposición ideológica que viene sufriendo la política. Hoy no existen alternativas reales. No hay estructura de partido, ni ideología que responda a la crisis que vive la sociedad. Se camuflan unos con otros, para (…)

El principio del fín

Jul/18

Por: Luis Álvaro Mejía Arguello

Todos los días aprendemos que la política ya no persigue el bien común, sino que se ha venido convirtiendo en el instrumento para saquear el erario público. Para las próximas elecciones, el botín está en las Gobernaciones, Alcaldías, las empresas públicas y del Estado. La corrupción hoy se roba más de 50 billones de pesos (…)

La corrupción y la sanción social.

Jun/20

Por: Luis Álvaro Mejía Arguello

Somos una sociedad permeada por la corrupción. Se apropian de los recursos públicos de la salud, de la alimentación de los niños, de la educación, de las obras públicas y de los bienes muebles e inmuebles del Estado, en medio de la impunidad y a la tolerancia de algunos sectores sociales. La valiosa labor de (…)

Por el país que queremos

May/23

Por: Luis Álvaro Mejía Arguello

Hoy vemos un país descuadernado. Un gobierno sin gobernabilidad y un patrón que le quiere cerrar las puertas a la verdad. Noticias que van y vienen y que acentúan sentimientos de odio sin que logremos consolidar ese camino de fraternidad y respeto que abrió el proceso de paz. Mantener el caos, es una estrategia de (…)

Santander vive la defensa de su territorio

Mar/28

Por: Luis Álvaro Mejía Arguello

“Siento que ha llegado para Santander el instante de la reflexión y la medida. Comprendo que el mayor deber de todos nosotros es darle a la tierra una gran conciencia”, palabras de Jaime Barrera Parra, que vienen muy bien en las actuales circunstancias, cuando la presencia de la Megaminería en el Páramo de Santurbán, maximiza (…)

La UIS, con paso seguro

Feb/28

Por: Luis Álvaro Mejía Arguello

Con paso seguro, nuestra universidad avanza en un contexto de inseguridad, desigualdad y vientos de guerra. A pesar de estas circunstancias, se ha logrado consolidar una institución que es fundamental para la esperanza de cientos de jóvenes de estratos bajos y medios, y para un territorio que ve en su universidad una posibilidad para el desarrollo económico y social. (…)