Por:Jorge Castellanos Pulido

Feb/22
Política

Elecciones legistativas y presidenciales: oportunidad para la vida y la paz.

En nuestras manos están las posibilidades y esperanzas de un nuevo congreso y un nuevo gobierno nacional

Compartir

En vísperas de elecciones legislativas la decadencia política es evidente y con ella la pérdida de credibilidad en las colectividades políticas tradicionales en el poder. Múltiples escándalos de corrupción comprometen a la clase política de distintos partidos hasta la corte suprema de justicia y la fiscalía general de la nación.

La financiación de campañas electorales sin control alertan al interés público sobre apetitosas pretensiones de apropiarse el presupuesto nacional, las licitaciones y la contratación pública.

Las elecciones de Congreso de la República y Presidente, se encuentran en “riesgo extremo” para Bucaramanga y Barrancabermeja, situación puesta en conocimiento de la ciudadanía y autoridades regionales por la Misión de Observación Electoral MOE esta semana en Bucaramanga.

También hay evidencias de riesgo alto y moderado en otros 13 municipios de Santander que deben alertar a las autoridades para reclamar garantías y respeto a la soberanía del voto, ante una institucionalidad electoral y partidista cuestionada.

En todo el país se escuchan voces encabezadas por el Contralor General de la Nación de repudio contra la corrupción público-privada. Santander necesita recuperar el sitial de respeto y liderazgo frente al país, en un momento histórico con nuevas vocerías que hagan movilizar al soberano popular en el cumplimiento del mandato constitucional ejerciendo una verdadera representación y defensa del territorio.

El cabal cumplimiento de los acuerdos de paz deberían hacer parte de la agenda de propuestas electorales en perspectiva un nuevo plan de desarrollo nacional que abra caminos a la reforma política democrática, la defensa del páramo de Santurbán, incorpore las provincias, genere prosperidad y progreso y la distribución justa de la riqueza para los trabajadores, campesinos, empresarios, culturas y grupos étnicos.

En nuestras manos están las posibilidades y esperanzas de un nuevo congreso y un nuevo gobierno nacional; deberán traer mejores condiciones para la vida y el desarrollo del gran Santander con mejores oportunidades económicas para avanzar en la construcción de vida digna para todos.

 

Columna publicada en el periódico Vanguardia Liberal, Bucaramanga, jueves 22 de febrero de 2018.- http://www.vanguardia.com/opinion/columnistas/movimiento-civico-conciencia-ciudadana/425297-elecciones-legislativas-y-presiden


Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *